sábado, 12 de julio de 2008

'Love Actually', Richard Curtis

Love Actually (2003) -dirigida por Richard Curtis- es una película coral donde se entrecruzan varias historias con personajes enamorados como eje conductor. Uno es el Primer Ministro británico -Hugh Grant-, que se enamora de su encargada de catering; otro es un hombre viudo -Liam Neeson-, que más que atender sus problemas sentimentales, debe ocuparse de los problemas amorosos de su hijo de pocos años; también tenemos a un ejecutivo -Alan Rickman-, que se deja llevar por una de sus secretarias, a pesar de que está felizmente casado; un escritor -Colin Firth- que está dispuesto a sacrificar su vida por el amor de su sirvienta con la que no se entiende porque es portuguesa y no hablan el mismo idioma...

No son las únicas historias que se entrelazan, hay más. Love Actually es una comedia romántica entretenida, con un reparto de lujo (Hugh Grant, Alan Rickman, Emma Thompson, Liam Neeson...). Aunque una película como ésta siempre es arriesgada porque no tiende a gustar a todo el mundo (algunos acusan el exceso de tono romántico y otros no participan de los momentos cómicos), el resultado es bastante bueno. Además es arriesgada porque en el argumento se dan las historias de amor en un contexto navideño, lo cual puede pecar de exceso de empalago, pero no es así. Los que odian las comedias románticas, no lo pasarán bien con ésta; pero los que no tienen prejuicios, seguro que reirán y se emocionarán con algunas de las historias que se cuentan. Sobre todo porque los actores lo hacen realmente bien.

Es una película sencilla, sin más pretensiones que hablar del amor con un tono más simpático que dramático. Lo que decía: una película entretenida, para sonreír con unos personajes cómicamente sometidos a una necesidad incontrolable de amar.

No hay comentarios: